MUNDO LÍQUIDO, REALIDAD LÍQUIDA


—¿Cómo defines el mundo real?

—El mundo real es un sistema dinámico no lineal, multicausal y azaroso.

—¿De qué sirve ver el mundo así?

—El mundo real es inalcanzable para los sentidos, por ello si piensas de esta manera tienes una referencia imaginaria del mundo con mayor detalle y funcionalidad, no es una imagen mitológica o religiosa, es decir, pensar el mundo como un sistema dinámico nos permite comprender por qué ciertas compañías logran crecer tan rápido como Amazon; quiero decir que están diseñada para operar en la llamada ‘modernidad líquida’; el tiempo líquido, el dinero líquido, el comercio líquido, la vida líquida: la vida en perpetua fluidez… Si no se tiene entendimiento de la ‘liquidificación del mundo’ (un sistema dinámico no lineal, multicausal y azaroso), no se pueden diseñar sistemas que operen con éxito en el mundo líquido, mucho menos navegar por las finanzas líquidas o comprender lo que hacen los algoritmos en la bolsa de valores. El mundo real no es lo que antes se creía que era, se ha «derretido» y se mueve como no se creía posible.

—¿Y qué recomiendas?

—Que te preguntes qué tan líquidas son tus ideas en el mundo, si fluyen, si son dinámicas y en constante actualización. Esto significa cuestionar tu paradigma. Actualizar conceptos, valores, estrategias, métodos, expectativas, o lo que Nietzsche llamó «la transvaloracion de todos los valores».

¿ES LA FE COMPATIBLE CON EL CONOCIMIENTO?


Creer que la fe es compatible con el conocimiento es un grave error.

Conocimiento y fe no producen sinergia, sino subdesarrollo del razonamiento. Un cerebro que sostiene y revuelve lo lógico con lo ilógico, la ficción con los hechos, la interpretación con la veracidad, produce mentalidades esquizoides y/o analfabetas funcionales.

La fe es un producto del deseo. El deseo, no solo es irracional sino externo. Todos aprendemos del mundo a desear. El deseo es el mundo en nosotros que nos hace reaccionar con sentimientos e impulsos irracionales.

El conocimiento es el destilado de la reflexión crítica y la comprobación empírica, —la digestión de la experiencia crítica—. Desde esta perspectiva podemos observar que el reaccionar con los sentimientos, y el actuar por convicciones razonables y verdaderas desarrolla contradicciones en el comportamiento.

Por ejemplo: dejarse llevar por fe y empatía solo porque se cree que «la ciencia es fría y poco humanista», en un hospital lleno de personas contagiadas por el corona virus, contradice los protocolos que se derivan del conocimiento científico.

Actuar por fe nos vuelve incautos y presas fáciles de estafadores, gurús, predicadores, sacerdotes, políticos, economistas, psicópatas, conductores de programas, vendedores, dictadores, etc. Mantener a la humanidad en la emocionalidad de la fe y sin el blindaje del razonamiento crítico, es el estado ideal para la manipulación del autoritarismo, del poder vertical, y de la estafa.

En esta condición, no solo desvalida, sino contradictoria vive la gran mayoría de la humanidad creyente de fe. Ni desarrolla un razonamiento capaz de discernir lo que es verdadero de lo que es falso, ni lo que es simulado de lo que es real, ni mucho menos distinguir entre lo real y la realidad.

La diferencia cognitiva fundamental entre adultos y niños, es que los niños no distinguen la fantasía de lo real.

La religión al promover la fe en creencias fantásticas que contradicen la experiencia empírica y científica, promueven el infantilismo.

Los amigos imaginarios no son compatibles con lo real, y particularmente son nocivos cuando estos dictan al creyente de fe o al esquizofrénico que realice acciones absurdas, violentas, y/o suicidas.

Un ejemplo tradicional viene de la guerra de los Cristeros entre 1926 y 1929 en el centro de México. Cuando los líderes religiosos reconocieron que perderían la guerra contra el ejército federal, estos tomaron medidas desesperadas y decidieron dar placebos de fe a sus combatientes, haciendo creer que al usar el escapulario y decir —»¡Detente bala!»—, serían protegidos de la muerte, y claro, los campos de batalla quedaron cubiertos con su cadáveres.

En conclusión: la única fe que vale la pena es la fe en uno mismo.

LAS NUEVE PUERTAS DEL REINO DE LAS SOMBRAS


No hay nada más atrayente que lo prohibido. Llega al gran público el libro escrito por Lucifer que se hizo famoso en la novela, El club Dumas de Arturo Pérez-reverte, y en la película, La Novena Puerta de Roman Polansky, editado y revisado por el filósofo, Gerardo Nemónico.

Las nueve puertas del reino de las sombras es un libro maldito y apócrifo, pero no es de extrañar, la literatura fantástica está plagada de referencias a libros inexistentes que cobran vida como el resto de sus personajes. Las nueve puertas del reino de las sombras es uno de estos libros.

Gerardo Nemónico –escritor, artista y mentalista– actualiza misterios y secretos que hasta ahora ningún autor moderno de ocultismo había presentado de esta manera. De prosa ágil, clara y concisa, mezcla una vasta tradición esotérica, dándole nuevo sentido a lo iniciático y luciferino para ofrecernos una interpretación fresca y realista de la magia y del camino de la mano izquierda.

En el sentido moderno, magia es el arte de usar la voluntad y la imaginación para causar cambios en conformidad a nuestros propósitos, Nemónico propone una vía con origen en la literatura, el cine y la web, y la identifica como ficción filosófica. Esta versión de Las nueve puertas del reino de las sombras no es un manual para invocar al demonio, aunque así lo pareciera, sino un tratado para el dominio de la voluntad tomando como maestro al arquetipo del amo del mundo, el rebelde redentor, Lucifer.

En su introducción a este libro imaginario, Nemónico desarrolla puentes entre lo fantástico, simbólico, y pragmático; entre la ficción, el esoterismo y la filosofía. Insertándose en el realismo especulativo, demuestra que el poder de lo falso comienza donde inicia la indiferencia de lo real. No es éste un libro de magia tradicional, sino un libro con muchos libros dentro; una aventura de investigación que se convierte en una lectura de edificación propia, en la que se fortalece, no solo la motivación, sino el marco teórico de nuestras vidas; un híbrido no categorizable de simbolismo iniciático y alegoría posmoderna que corrobora que el conocimiento no está en la lógica sino en la iMaginación del teatro de la mente.

Para Nemónico, ni Satanás ni Lucifer existen en el mundo real, pero sí en concepto, estrategia y poder. Lejos de la tradicional imagen ofrecida por la Iglesia cristiana del Príncipe de las Tinieblas como portador del mal, la desgracia y el vicio, Nemónico nos recuerda lo necesario que es ver las cosas de una forma nueva, y extraña. Utiliza elementos de la teoría posmoderna y la novela de terror y ciencia ficción (Lovecraft, Borges, Burroughs) para reconstruir un grimorio apócrifo emparentado con el Necronomicón, el Kybalión, y el Libro de la ley.

Como un hábil falsificador, nos presenta una simulación que se confunde con lo verdadero. Las nueve puertas del reino de las sombras–en la presente versión–describe el mundo, no solo iniciático, sino el de los depredadores y las presas, el poder oculto y el dominio personal asequibles en el plano terrena. Nos anima a liberar la voluntad de yugos mentales, y la transporta de lo fantástico al tablero del juego de la vida.

Con instrucciones prácticas que ayudan al lector a conocer conceptos novedosos y rompedores, sin pretensiones metafísicas, ni redentoras, Nemónico no solo le recuerda al lector la naturaleza ficticia del texto, sino que abre las puertas de la consciencia al brindar una interpretación que invita a transformar los sentimientos propios de insignificancia e impotencia. Mediante una filosofía que empuja a cambiar el orden –caótico– de la realidad mediante la primera magia, la que todos usan y nadie nombra: la iMaginación del teatro de la mente.

He aquí una filosofía para aquellos lo bastante intrépidos como para ser sus propios dioses y demonios, y cruzar el umbral de las ilusiones con que se mantiene el orden de los dóciles y manejables. Los mansos heredarán la tierra: entre más pobre, más bueno; entre más rico más malo. Esta es una rara oportunidad para leer un contenido que cambiará la vida del lector para siempre.

Disponible en Amazon: https://www.amazon.com/LAS-NUEVE-PUERTAS-REINO-SOMBRAS-ebook/dp/B08ZL8K2GZ/ref=sr_1_1?dchild=1&keywords=las+nueve+puertas+del+reino+de+las+sombras&qid=1616550678&s=digital-text&sr=1-1

EL COMANDANTE COBRA, más grande que la realidad


Iván Riebeling, mejor conocido como El Comandante Cobra, murió en el Hospital General de Tijuana, el 28 de octubre pasado, había sido hospitalizado el 12 de octubre, estaba libre después de haber cumplido nueve meses de condena.

Riebeling, “…representante de más de ochocientas organizaciones internacionales…” fue un mercenario y luchador social, un verdadero mito viviente deambulando entre la ficción y la realidad, entre la cárcel y la institucionalidad, entre la violencia y la lucha social, entre la extrema derecha y el tráfico de armas y drogas, entre la propaganda y la conspiranoia.

Finalmente, el covid 19 derrotó a Riebeling a solo semanas de declarar públicamente que Peña Nieto y Manuel Velasco, ex gobernador de Chiapas están envueltos en un amasiato —el Comandante Cobra ofreció rescatar a la esposa de Velasco, Anahí, de tal situación—.

Riebeling también estuvo asociado a otro personaje público de Tijuana y muerto recientemente a manos del CAF, Mariano Soto Cortés (Tijuana sin censura), y cuyo asesinato fue instrumentalizado en la pugna entre el gobernador Bonilla y el ex presidente municipal de Tijuana, González Cruz.

En Puebla, Riebeling es acusado de instigar mediante la propagación de rumores el linchamiento de una pareja. En Tijuana fue denunciado y exhibido por el periodista Odilón García de tener antecedentes con la DEA por tráfico de armas y drogas en EEUU, y paradójicamente Candyman, el reguetonero cubano pro autodefensas de «la nueva nación cubana», grupo golpista tipo Juan Guaidó en Venezuela, le compuso su raguetón a Riebeling, se puede escuchar en Youtube.

En otros videos, Riebeling da entrevistas con la camiseta del bar Hong Kong, ubicado en la zona norte de Tijuana, y lo declara su «patrocinador». Se le puede ver en el canal de la CIDH, México, al ser recibido en Gobernación en 2017, supuestamente Osorio Chong lo protegía. Ese mismo año denunció que gente de Peña Nieto le había pedido que “negociara la paz entre los cárteles para las elecciones de 2018”, y que les pidiera dos millones de dólares a cada uno para apoyar la campaña de Meade.

En política municipal, Riebeling defendía los «carros chocolate» y simultáneamente se consideraba un «tigre» del presidente Obrador. En 2019, Riebeling cambió su residencia de Tijuana a Mexicali para ser suplente de Rigoberto Campos, aspirante a la Alcaldía de Mexicali y también dirigente de la Confederación Nacional Campesina (CNC), organismo filial al PRI.

En cientos de fotos, Riebeling aparece posando con autodefensas, mercenarios, policías, políticos, diplomáticos, fans y militares de distintas partes del mundo —exhibiendo placas e identificaciones “falsas” de cuerpos diplomáticos “ficticios”, y sus poderosos brazos cubiertos de tatuajes serpentinos—, ¿era un auténtico Rambo? ¿de dónde venía su financiamiento? ¿será verdad que también estaba detrás de las caravanas de migrantes? ¿quién puede tener tigres y pumas? ¿armas largas? ¿mujeres voluptuosas y coches todo terreno? ¿a qué hora trabajaba? ¿cómo financiaba sus viajes? ¿cuántos esteroides se metía? ¿conocía los efectos a su organismo? ¿a su psicología? ¿psicosis? Lo más lógico —los esteroides lo debilitaron, el virus lo acabó—. Se exhibía en público sin tapabocas y se tomaba selfies con los fans.

«La historia me absolverá»

A la memoria del Comandante Cobra le está sucediendo como a Juan Soldado al morir, el sentir popular lo cubre de misterio y simultáneamente se apropia de su muerte. A Riebeling se le transforma en la leyenda popular, de mercenario y traficante a «santo superhéroe», de «comandante foco», por su supuesta afición al cristal, a «paladín de la justicia» en palabras de supuestos representantes públicos nacionales e internacionales —su transmutación de golpeador a salvador está en ebullición—.

Pronto se verán las efigies, los afiches, y las estatuas de yeso de El Comandante Cobra, pelón, barba de candado, cuerpo fisiculturista, vestido de paramilitar con su M4 sobre una base con la insignia: «Se le extraña Comandante Cobra, Director y Fundador del Cuerpo Diplomático de los Derechos Humanos Galácticos Interdimensionales, A.C.»

TRADICIÓN NARCOMILITAR NACE EN TIJUANA 1911


El Gral. Esteban Cantú es el arquetipo del narcomilitar mexicano. Fue el 1ro en aprovechar las condiciones de frontera y en organizar el contrabando, el tráfico de opio, la trata de blancas.

Puso impuestos al opio para financiar su gobierno. Con lo recaudado, Cantú buscaba realizar obras de infraestructura en Baja California —el primer narcoestado—.

La llegada de los primeros casinos a Tijuana coincide con el fin de su dominio oficial. Eran las mafias norteamericanas que huían de la Prohibición y la Ley Seca a una frontera «lista para la inversión extranjera» —bien organizada por la fuerza militar y empresarial de Cantú—.

La Fiesta Típica Mexicana (Antonio Elozúa, 1915) donde nació el «burro-zebra» de Tijuana y tal vez hasta el «donkey show». 1920 es cuando Cantú dejó de ser el ejecutivo y se fue al «exilio», o mejor dicho a manejar sus negocios desde L.A., La Jolla, Mexicali.

El Gral. Cienfuegos tan solo llevó a escala federal lo que Gral. Cantú inició en frontera. Cienfuegos tiene en el quepi una estrella más que Cantú. Cantú se «exilió» en L.A. en 1920, ahí fue detenido Cienfuegos en 2020 —100 años de tradición narcomilitar—.

P.D.: ¿Qué relaciones habrá con las «Familias Fundadoras de Tijuana», las que enarbolan el triunfo del ejército de Díaz (Cantú al frente) sobre los «filibusteros» de los hermanos Flores Magón?

BIG DATA VIRUS


P_20200405_193024_BF.jpg

Para los numeratis, los algoritmos de un virus cibernético pueden ser utlizados para comprender y desarrollar virus biológicos, y visceversa.

Un nuevo virus «transhumano» implicaría que es capaz de transmisión de una inteligencia artificial a una inteligencia humana. Para los números no hay fronteras entre la bios y el tecnos. La nanotecnología opera como virus pero tiene propósitos abiertos y distintos a la transferencia horizontal entre las especies.

Observando la naturaleza y sintetizando su funcionalidad, la nueva inteligencia artificial ya posee caraterísticas del reino biológico, por ejemplo: la nanotecnología que se mueve y desparrama por la sangre humana como «bancos de peces», y los mini drones de guerra que vuelan y atacan mimetizando a las abejas y avispas en «enjambre».

En lo político, el neoliberalismo es una forma de virus que parasita al Estado y a la economía. Recodifica su código público y los hace operar a favor de intereses privados.

En la pandemia, que es solo una epidemia a escala multinacional, «cuando las opciones se plantean en términos de fallecimientos en lugar de curas, aceptamos más riesgos para tratar de evitar fallecimientos».

La lucha es ahora, en el campo de percepción está el campo de guerra. Se trata de iluminarnos, no de envenenarse con fake news y sermones de agoreros de la conspiración de ruinas y tinieblas.

Sucumbir a los noticieros sensacionalistas es tan peligroso como caer en la seducción del pesimismo de profetas y conspiranoicos.

Las salvaciones siguen siendo protocolares y profilácticas. La irresponsabilidad lleva al contagio.

¿QUÉ ES UN VIRUS? «organismos al límite de la vida»


Downloads82.jpg

Virus viene del griego «veneno» y significa: «agente infeccioso microscópico acelular que solo puede multiplicarse dentro de las células de otros organismos».

El virus en términos de la ecolución es eslavón perdido entre la reproducción autómata de los cristales y el parasitismo biológico. No tiene vida porque no se reproduce por división celular.

El virus básicamente se apodera de la célula y la secuestra reprogramando a su huesped para que reproduzca más virus.

«Los virus se hallan en casi todos los ecosistemas de la Tierra y son el tipo de entidad biológica más abundante».

«La medida de un virus promedio es de «0.00001 mm. Eso significa que hay que poner aproximadamente cien mil virus en fila para cubrir 1 mm».

«Algunos son poliedros casi perfectos; el VIH, por ejemplo, es un icosaedro. Otros son helicoides o estructuras más complejas. El origen evolutivo de los virus aún es incierto».

«Desde el punto de vista de la evolución de otras especies, los virus son un medio importante de transferencia horizontal de genes, la cual incrementa la diversidad genética».

«Los virus se diseminan de muchas maneras diferentes y cada tipo de virus tiene una forma de transmitirse. Por una parte se encuentran los vectores de transmisión, organismos vivos que los transmiten de una persona a otra, o de un animal a una persona (o viceversa)».

«Los virus vegetales se propagan frecuentemente por insectos que se alimentan de savia, como los áfidos, mientras que los virus animales se suelen propagar por medio de insectos hematófagos (los que chupan la sangre)».

«Existen otros que no precisan de vectores: el virus de la gripe (ortomixovirus) y el del resfriado común (rinovirus y coronavirus) se propagan por el aire a través de los estornudos y la tos y los norovirus son transmitidos por vía fecal-oral, o a través de las manos, alimentos y agua contaminados».

«Los rotavirus se dispersan a menudo por contacto directo con niños infectados. El VIH es uno de los muchos virus que se transmiten por contacto sexual o por exposición a sangre infectada».

«Teoría de la regresión celular: es posible que los virus fueran, al principio, pequeñas células que parasitaban a células más grandes. A lo largo del tiempo, estos precursores de los virus fueron perdiendo a causa de su parasitismo los genes que no necesitaban y que les permitían sobrevivir fuera de una célula».

Los viroides, «no codifican proteínas, pero interactúan con la célula huésped y la utilizan para multiplicarse y producir sus proteínas». Algunos autores se refieren a ellos como «organismos al límite de la vida». «Sin embargo, no poseen estructura celular, con lo cual carecen de la unidad básica de la vida, las células.»

“Los nuevos virus son maquinarias programadas para la supervivencia. No son seres vivos porque no nacen, no se alimentan y no mueren. Son piezas que se ensamblan dentro de las células, las colonizan, reemplazan su información genética y las obligan a producir piezas de virus. Son realmente de una eficiencia aterradora, están programados para invadir e infectar la mayor cantidad de seres vivos en el menor tiempo posible».

Citas: Wikipedia.

PANDEMIA DE PELÍCULAS ¿tóxicas?


Coronavirus-pirata-P-scaled.jpg

Podría citar una larga lista de películas sobre el tema y que un conspiranoico fácilmente podría encontrar y decir, «¡Aquí está la prueba! ¡Lo han estado transmitiendo subconscientemente en las películas de Hollywood! ¡el virus es una programación mental del complot judío…y de Bill Gates!».

Así funciona la mente bajo estrés y ansiedad, necesita hacer teoría de lo que no comprende cabalmente para recuperarse del shock, y retomar el control de su mundo.

La teoría de la conspiración es parte de la especulación popular. Es una forma de imaginación que emerge del juntar las piezas dispersas y de comenzar a interpretarlas de manera paranoica, y que ha falta de rigor científico se abusa de la ficción interpretativa que fácilmente puede llevar a la psicosis, considerando la facilidad de contagio memético en las redes sociales.

La teoría de conspiración se nutre de hechos y datos, y los presenta en metanarrativas que pretenden explicar los acontecimientos del mundo en un tono que mezcla lo Hegeliano distópico y lo determinista darwiniano. Y nos presenta una épica en la que los poderosos conspiran para reducir la población humana a 500 millones de habitantes por cualquier medio posible, y que mejor que un virus.

“Coronavirus: diez peliculas sobre pandemias y otros apocalipsis”.

“Cuando el cine se anticipa: 10 películas sobre virus y epidemias que amenazan a la humanidad”.

“Quince (15) películas sobre virus, epidemias y pandemias que puede ver desde casa”.

No solo todo termina mal con el virus para el conspiranoico, sino que a falta de encontrar un «culpable», cita concilios y planes secretos como el control de la población mediante, por ejemlo, popularizar el alimento chatarra para bajar las resistencias de los pobres, hasta propiciar el fácil contagio de epidemias generadas en laboratorios privados que buscan capitalizar con nuevos antibioticos y vacunas.

«Todo esto es vago, pocos lo recuerdan, pocos lo saben, la mayoría vive sin quererlo conocer porque han tomado demasiada agua con flúor», nos dice el clásico conspiranoico. No obstante, es importante saber que aunque el flúor no sea la causa del olvido, su consumo si tiene efectos nocivos en el cerebro y la mente:

«…existen datos que comprueban que el F (flúor) tiene efectos tóxicos sobre el sistema nervioso central, lo cual depende de la dosis administrada, la edad y el tiempo de exposición al mismo, por lo que se recomienda considerar la situación geográfica en la que se encuentra una determinada población y la calidad del agua que se consume para tomar medidas preventivas». 1

«En este sentido, estudios realizados con animales han aportado información acerca de los efectos tóxicos directos del fluoruro sobre el tejido cerebral, tales como: reducción en el número de receptores a acetilcolina (ACh), disminución en el contenido de lípidos, daño al hipocampo y células de Purkinje, aumento en la formación de placas β-amiloide (anormalidad clásica cerebral en pacientes que presentan enfermedad de Alzheimer), exacerbación de lesiones inducidas por deficiencia de yodo y acumulación de fluoruro en la glándula pineal». 2

Después de lo expuesto y que no es suficiente para muchos, para convencerlos de que no hay monstruos debajo de la cama. Cualquiera se podría inventar una conspiración para propagar un virus mediante copias piratas e infectadas de películas sobre pandemias en venta en los tianguis, o tal vez que con el solo ver la película te contagies de un nuevo virus transhumano, que pasa de la inteligencia artificial a la inteligencia orgánica, y que borra tu memoria…

GNM

1 Laboratorio de Psicobiología, Departamento de Ciencias de la Tierra y de la Vida, Centro Universitario de los Lagos, Universidad de Guadalajara, Guadalajara, Jalisco, México.

2 Laboratorio de Aplicaciones Biomédicas, Departamento de Ciencias de la Tierra y de la Vida, Centro Universitario de los Lagos, Universidad de Guadalajara, Jalisco, México.

RETORNO ANIMAL MUNDI


Downloads80.jpg

Así como el retorno del Welfare State significa la derrota del neoliberalismo, así el regreso de los animales marca un triunfo a su favor a partir de nuestra tragedia. La selección natural no puede ser superada aun por el hombre.

Silencio en la ciudad, la locura del mundo ha cesado, la gente ha aceptado que el virus es real, pero no deja de contagiarse de fake news.

La naturaleza resurge ante la cuarentena, muchos animales que ahora se sienten tranquilos se apoderan de las calles.

Los animales no son el mundo, el mundo es humano, cultural y civilizatorio. El reino animal es naturaleza.

El mundo es un peligro para el planeta, somos los depredadores en la cima de la cadena alimenticia, ¿envenenados por su propia gula y codica?

¿Siguen pensando que exagero cuando digo que «el mundo es un lugar peligroso»?

¿Qué nos dirán los animales?

CONSPIRANOIA 02.02.2020


capture-20200401-225648.png

La caída de las tres bolsas principales en Wall Street, NASDAQ, S&P 500, NASDAQ, ocurrió el jueves 20 de febrero de 2020 o sea el 20.02.2020

¿Qué significado tiene esta cifra? ¿será coincidencia la ocurrencia del evento financiero? ¿o será sincronicidad? ¿o una conspiración para explotar y dejar caer el mercado y que los ricos pueden comprarlo todo de «remate», o el inicio de un nuevo régimen global?

Algunas cifras son tan comunes que la sabiduría popular ha inventado refranes para describirlos, como «no hay dos sin tres»: domingo 02/02/2020, el jueves 20/02/2020 y el sábado 22/02/2020.

¿Por qué le llaman a esta insólita fecha (02.02.2020) el «día del palíndromo» y cuál es su nombre correcto?

La forma correcta de llamar a este 2 de febrero de 2020 es capicúa, el término para referirse a una cifra o número que se lee igual de izquierda a derecha y de derecha a izquierda.

El domingo 2 de febrero de 2020 vale como capicúa para los países que escriben primero el día tanto como para los que escriben primero el mes.

¿Qué dice la numerología?

Los fanáticos de las matemáticas destacaron que este domingo capicúa (02/02/2020) es un día muy raro. Estamos al Borde de una transición dimensional.

El domingo 2 de febrero se abrió un portal energético, el primero de tres importantes de la década. Estos son: domingo 02/02/2020, el jueves 20/02/2020 y el sábado 22/02/2020.

El 02.02.2020, Bitcoin llegó a su alto máximo de $10,116.00 Dlls por BTC y luego se desplomó a 5,392.00 Dlls.

Este acontecimiento se produce cada 1010 años y viene a transformar nuestras relaciones en el mes por excelencia de la efectivida.

Ésta cifra, según los pitagoreos, promueve que las decisiones que se tomen y las acciones que se emprendan, traigan buenos resultados. El foco se pone en cuidar el dinero, por ejemplo.

Si nos vamos por la simbología del Tarot, el 20 es representado por la carta de El Juicio. Esta carta representa para muchos momento de cambio y renovación. La presencia del número 20 en tu vida, pudiera ser entones señal de hacer un cambio radical en todo.

Algunos encabezados del 02.02.2020: «La revolución de Bernie Sanders se mide cuatro años después en Iowa», «Cuando el robot pinta como Rembrandt», «Los grandes bancos centrales tantean la creación de monedas digitales».

En esta misma fecha 02.02.2000: «La Universidad Nacional Autónoma de México, cerrada desde abril de 1999, se convierte en escenario de una manifestación masiva, en protesta por la subida de las matrículas y para exigir la participación estudiantil en la reestructuración de la principal universidad de Latinoamérica».

El 20.02.2020 es parte de la arquitectura invisible que mueve la Ley de la Serialidad de Kammerer, quien la definió «como una recurrencia coherente de cosas o acontecimientos similares que se repiten en el tiempo o en el espacio sin estar conectados por una causa activa».

20.02.2002: nos recuerda la representación numérica de las 20 horas y dos minutos, un curioso palíndromo de doce cifras: 20:02.20.02.2002, que no se producía desde 470 años antes (23:51.21.12.1532) y no volverá a repetirse hasta pasados 110 años (21:12.21.12.2112). Este fenómeno se llama homidimea coincidente.

¿Cómo te sienta todo esto? ¿acerté con mi investigación?

GNM

 

P.D.: Este solo fue un experimento de sugestión. Lo único que es certero son las fecha y el evento de Wall Street. Todo lo demás es ficción especulativa.

Gráfico tomado en Yahoo Finance.