LA BIOLOGÍA DE LAS EXPERIENCIAS RELIGIOSAS Y MÍSTICAS


El dualismo requiere de fe para justificar la división entre la mente y el cuerpo, entre lo interno y lo presente, entre la materia y lo divino. El dualismo asume que el mundo material y el mundo espiritual son dos mundos separados, pero esto no sólo es equivocado sino incoherente. No hay tal división, la naturaleza es psíquica, porque la conciencia es biológica. La idea de la luz que al cerrar lo ojos vemos, el dualismo hace creer que es lo espiritual y divino; cuando en realidad es la energía vital de la naturaleza que se extiende infinitamente.
La conciencia tiene su base electroquímica en el cerebro y es producto de las sinapsis neuronales. Entonces, lo que llamamos Dios pasa a ser la subjetividad energética de la materia, porque, si la conciencia es cerebral, todas las experiencias religiosas y místicas son biológicas.
______________________________________________________________________________________
2012, LA APUESTA DEL MILENIO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: