LA ILUSIÓN SOCIAL Y LOS PARAÍSOS FISCALES


paraiso_0

Explota el escándalo de los Papeles de Panamá, se rasga mediáticamente el velo de ilusión que separa a ricos de pobre, se revela un mundo donde los poderosos compran pasaportes y los débiles se ahogan y mueren deshidratados en el desierto, donde los que hacen las leyes y cobran el erario no pagan impuestos, donde la imagen se corroe revelando una decepcionante escena que siempre ha estado ahí, pero la simulación impedía percibir su tráfico invisible, su juego, era un secreto a voces, una “invisibilidad” producida por la tecnohipnosis mediática, si no fuera por los medios de comunicación que todo transforman en ratings, la investigación no hubiera conocido luz de forma tan rápida y contundente. Los giros que las fuentes noticiosas le den a las interrogantes sobre quién pagó la investigación internacional, quiénes son los personajes exhibidos, por qué son exhibidos, a quiénes están aliados en el poder, todas estas preguntas abren las nervaduras de una conspiración que se ramifica por el orbe sin alejarse del capital y de la historia. Agreguemos al panorama las revelaciones del hacker colombiano, —el experto en hackear elecciones—, ¿qué nos dicen sus confesiones sobre el poder, las leyes, la autoridad, la legitimidad, la democracia, y el dinero, en la era digital? ¿acaso no es estremecedor escuchar que “la gente cree lo que ve” sin cuestionarse acerca de la virtualidad de lo que perciben? ¿acaso no es escalofriante pensar que en al era del ilusionismo mediático se acepta ipso facto que “lo que se ve es real”, que la pantalla es fuente de verdad, que los medios no son programación y que el entretenimiento no es ideológico? —Si vivimos sin cuestionar más allá de esta decepción, es porque no deseamos aceptar que lo que se mediatiza pasa al nivel de las ilusiones, al juego de las representaciones simbólicas. Todo lo que vemos en una pantalla es representación, —la interface de la ideología por la que filtramos el mundo—, por ello, el lapso de consciencia (por encima de la ilusión de legalidad y transparencia) provocado por los Papeles de Panamá nos permite ver la extensión de la simulación y lo que cubre social y financieramente, y como funciona la doble imagen que crea la ilusión. Podrá ser breve la experiencia, pero antes de que la mirada al interior del mundo de los ricos, poderosos, y famosos, desaparezca en la oscuridad y el silencio del secreto, vale la pena leer para documentar el por qué las sociedades del siglo XXI avanzan a un estado de incredulidad paralizante, porque toda revelación es una ruptura con el status quo, pero el ciudadano común no saben cómo salir del estado tecnohipnótico, escapar el círculo vicioso del loop de consciencia oficial, y esto sucede porque la ilusión está tejida con los mismos elementos con los que construimos nuestra experiencia del mundo. La ilusión es tan profunda que para muchos implica no distinguir entre lo real y lo simulado, ni darse cuenta que los valores y las creencias comunes enajenan y homogenizan la consciencia, y esto es fundamental porque la ilusión es la base del poder y de la autoridad. A medida que nos disilusionamos es preciso aceptarnos creadores de ilusiones, porque sin ello la desilusión se volca fácilmente al nihilismo, y tal vez por esto se intuya que la mayoría, por no caer al vacío y al caos, no se quiera desilusionar, entonces queda otro camino, el saberse creador de ilusiones, el caminar sobre la paradoja, entre la auto sugestión y la auto creación, porque necesitamos creernos nuestras ilusiones para motivarnos, pero fácilmente olvidamos que son creaciones y representaciones mentales, que las ilusiones se basan en lo que asumimos como real, normal, bueno, legal, y oficial, —lo que nos dicen los medios y las instituciones—, tal como lo demuestra el desgarre producido por las filtraciones de Panamá.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: