MEMES, ZOMBIES Y PARÁSITOS MENTALES


th

—¿Cómo funciona la ideología históricamente?
—Opera como una banda sonara, un mantra subliminal que se traduce en un comportamiento zombi: “No saben lo que hacen, pero lo hacen”.
—¿Y cómo se vuelve la ideología “cínica”?
—Esto sucede cuando se crea consciencia de la propia inconsciencia pero se dice: “No sé lo que hago, pero aún así lo hago”.
—¿El ser humano opera como un “zombi”?
—Exáctamente, la gente no está consciente de lo vulnerable que es su mente y de lo fácil que es hackerla mediante su atención y percepción, sus miedos, deseos y sueños; facultades y estados irracionales del cerebro de los que el ser humano no tiene control, pero que las nuerociencias han permitido explotar y colonizar mediante el neuromarketing y otras herramientas telemáticas; básicamente es información sobre los puntos débiles, condicionamientos, percepción y respuesta, comportamientos irracionales, instintivos, hereditarios, fisiológicos de la especie. Las neurociencias ofrecen la “metadata” del cerebro y de su biología a las corporaciones y estados para su uso indiscriminado. Y es aquí donde se abre la trinchera de la Caosofía y la Revolución de la mente: la resistencia que emerge a la asimilación y donde el “conócete a ti mismo” es un acto político de resistencia subjetiva. Donde el giro descolonizador se aplica en dirección del inconsciente, porque implica un intento por apoderarse de nuestra inconsciencia y transformarla en “consciencia”. También es necesario levantar el blindaje mental, ser más conscientes de nuestra inconsciencia, de nuestros puntos débiles, de nuestros hábitos que conducen a la inconsciencia mayor como el vicio. Los círculos viciosos generan inconsciencia social, es un estado mental esclavista, porque la inconsciencia es la madre de todos los vicios y el vicio es la peor forma de esclavitud. Es un “meme”, un virus que parasita la mente con valores chatarra como la narcocultura y todo un stock de sueños y deseos infecciosos. El dejarse arrastrar por la corriente bajando las defensas críticas (lógica y crítica, el “cortafuegos” mental) por volverse complaciente con el estado colectivo de inconsciencia, es volverse “zombi”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: